Color RGB y CMYK principales diferencias

El contenido de este post es algo que afecta de lleno a todas aquellos profesionales que se dedican al mundo del diseño y la impresión digital. No es otro que el COLOR. Referencia principal en en nuestro sector, tiene como peculiaridad un tema importante ya desde que entramos en materia: percibimos que los colores que nos encontramos en la pantalla de nuestro ordenador (cuando ofrecemos una carta de color, diseños, materiales) en ocasiones no coinciden fielmente a cuando lo vemos impreso o en realidad. Esta distinción del color en la forma virtual a la realidad responde fundamentalmente a tres cuestiones.

imagen que Compara de un color RGB respecto al CMYK
Comparativa de un color RGB respecto al CMYK

Color RGB vs CMYK

Simplificando la explicación para que sea lo más sencilla posible, los colores RGB (red, green, blue) son los que vemos en la pantalla del ordenador, sin embargo, los CMYK (cyan, magenta, yellow y black) son los que vemos en la impresión. El motivo por el cual en ocasiones vemos los colores de manera diferente en un formato u otro es principalmente porque en la pantalla podemos combinar millones de colores respecto a la impresión en la cual los colores son mas estrictos. Si bien es cierto que en un PC se pueden hacer múltiples combinaciones, los tonos no están igual de definidos que en el modelo de impresión. Por este motivo es recomendable calibrar el monitor desde donde realicemos los trabajos.

La pantalla del ordenador no muestra exactamente los mismos colores que una impresión, por muy alta calidad que tenga ésta. En realidad, estamos viendo reproducciones realizadas con diferentes criterios de color que, aunque casi siempre coinciden, no lo hacen al cien por cien. Algo inapreciable, en cualquier caso, en la inmensa mayoría de los trabajos, pero que resulta visible en ciertos proyectos realmente específicos.

Para no llevarte una sorpresa en el momento que se imprime el trabajo, es recomendable convertir mediante herramientas de diseño como Photoshop o Ilustrator las muestras de color de RGB a CMYK. Mediante ésta conversión podremos observar en la pantalla como cambian los colores y trabajar al respecto para conseguir la mayor fidelidad cuando lo enviemos a imprimir.

La calidad del archivo

En lo relativo a la calidad y peso del archivo, el color también puede sufrir modificaciones, ya que uno de los factores fundamentales para publicar imágenes en páginas web es el tamaño de las mismas para reducir el tiempo de carga de éstas. Por este motivo se prioriza en comprimir lo máximo posible la imagen en pro de ganar tiempo de carga, y esto en algún caso deriva en una posible conversión del color, no es lo habitual, pero puede ocurrir.

Píxeles

Los píxeles son cada uno de los puntos que forman una imagen gráfica, es decir, a mayor cantidad de píxeles mayor resolución tiene la imagen y por lo tanto mejor calidad tendrá la impresión. Si por el contrario nuestra imagen cuenta con una escasez de píxeles derivará en una resolución muy pobre y el resultado de la impresión será de mala calidad. En cuanto a una referencia aproximada para que una imagen no sufra y afecte a su calidad en la impresión, debe tener una resolución mínima de 300 ppp (pixel por pulgada), aunque si es mayor mucho mejor. El único inconveniente es que a mayor resolución más pesa la imagen y más espacio ocupará en su ordenador, pero es algo que tendremos que aceptar si queremos tener las mejores imágenes e impresiones.